Se vienen más restricciones

Se vienen más restricciones

La interna que atraviesa la barrabrava de Unión sumó un nuevo capítulo en el partido del pasado sábado frente a Independiente Rivadavia en el estadio 15 de Abril. En la previa del cotejo la Secretaría de Coordinación de Seguridad en Competencias Deportivas y Espectáculos Masivos del Ministerio de Seguridad de la Provincia informó un par de medidas, en virtud de las evaluaciones que realizaron en conjunto con la Comisión Directiva del club. Se decidió mantener las restricciones dispuestas sobre las personas oportunamente identificadas según el trámite judicial a cargo del doctor Darío Sánchez, juez de faltas a/c, quienes (44 hinchas) debían abstenerse de asistir a la cancha. Sin embargo, en los minutos finales del primer tiempo del cotejo ante La Lepra se produjeron nuevos incidentes. Los hinchas se criuzaron a golpes de puño y hubo diversos disturbios que trajeron aparejados una serie de corridas desde la tribuna este hasta el sector general de Cándido Pujato.

Pablo Farías, a cargo de la Secretaría de Coordinación de Seguridad en Competencias Deportivas y Espectáculos Masivos del Ministerio de Seguridad de la Provincia, se refirió a estos nuevos incidentes y afirmó: “Lo que se detectó gracias a un trabajo preventivo de la policía alrededor del estadio fue que había varias personas revendiendo entradas, se logró secuestrarlas y también una suma de dinero relacionada a estas entradas. Las mismas eran bonos viejos, no para ese partido. Por lo menos según pudimos comparar lo secuestrado con lo que se vendía en las boleterías. Es algo que tiene que determinarse con la investigación”.

Y agregó: “Además, lo que volvió a suceder con menor incidencia que la vez pasada fue que hubo un enfrentamiento a golpe de puños y pudimos detener a las personas que participaron de esos hechos”.

—¿No alcanza con confeccionar con una lista de violentos?
—En principio, las personas que fueron detenidas el sábado no formaban parte de la lista que tenemos confeccionada y que está vigente de restricciones. No ignoramos que muy probablemente esté relacionada con esa interna que hay en la barrabrava. A estas personas también le vamos a solicitar las restricciones y veremos cómo trabajar en los lugares internos del estadio, porque es una preocupación que tenemos partido tras partido para lograr que estas personas no ingresen. Queremos realizar un trabajo que vaya más allá y evitar que las personas que estén relacionadas con esa interna sigan entrando. Al no contar con elementos que los relacionen es difícil poder imponer restricciones”.

Se siguen sumando
Además, Fariás manifestó: “No tengo una identificación de toda la gente que ingresa al estadio. No detectamos en la cancha a ninguno de los hinchas sobre los que pesa las restricciones. Y de los 11 detenidos no son personas que están en esa lista. Hay bastante material fílmico sobre el que trabajaremos esta semana, esperemos aumentar esta lista y seguir trabajando en algo que sabemos que no es fácil pero que hay que erradicar. Esta lista de detenidos se sumaría a la lista de las 44 restricciones”.

Para finalizar, Farías se refirió a los horarios en que se deberían disputar los encuentros cuando Unión juega de local en el estadio 15 de Abril y manifestó: “Solicitamos que los horarios sean de día, ante Independiente Rivadavia hubo un retraso en el horario del partido lo que hizo que termine de noche. Sin embargo, pudimos trabajar bien ya que el 80% del partido fue en horario diurno. Por el tema de las identificaciones en los ingresos al estadio es fundamental trabajar con luz diurna, ya que ayuda mucho”.

Fuente: 
Diario Uno