Por la continuidad

Por la continuidad

Arrancó la semana de negociaciones entre parte de la dirigencia y el técnico en Buenos Aires para intentar cerrar lo más pronto posible algunas de las gestiones que se iniciaron, con respecto al futuro de algunos jugadores que finalizaron su contrato con el Tate, pero que están en los planes de Leonardo Madelón. Esos son los casos del arquero Matías Castro, del marcador central Leonardo Sánchez y del lateral Luciano Vella.

Las ganas del charrúa
Antes de partir de Santa Fe, Ovación conversó con el golero, quien defendió en 23 ocasiones el arco rojiblanco: “La prioridad la tiene Unión y no sólo porque hay una opción de compra a favor del club para quedarse con un porcentaje de la ficha sino porque la institución fue la que me abrió las puertas para llegar al fútbol argentino y tanto mi representante como yo somos agradecidos a eso. Así que veremos cómo se darán las negociaciones entre ellos… Yo tengo la intención de seguir por lo menos una temporada más en Unión y más ahora que podemos llegar a conseguir el ascenso a fin de año”, le contó Castro a este matutino.

Pero aunque el deseo del arquero es seguir en la Avenida, hay una realidad y es que la entidad que comanda Luis Spahn no estaría en condiciones de hacer uso de la opción que se estipuló en su momento, aunque los dirigentes sí intentarán renovar el préstamo. Además, el primer jugador que fue apalabrado por el DT fue justamente el guardameta que ya se encuentra en Uruguay.

Hubo sondeos
A pesar que las primeras charlas que se dieron entre el presidente Luis Spahn y el representante Adrián Trocce fueron sobre los casos de Castro, Nicolás Correa, Brahian Alemán y Pablo Magnín, hay que remarcar que el golero aceptó que hay otros clubes interesados en sus servicios. “Mi intermediario me comentó sobre las consultas que hicieron algunos clubes de la Argentina, y uno de México, pero por fue sólo eso y nada más… Ahora tengo la cabeza puesta en pasar las vacaciones con mi familia, descansar porque la verdad fue un semestre duro para todos y después ver qué es lo que pasará con mi futuro”.

—¿Pero eso quiere decir que las cosas las hiciste bien en el arco?
—Creo que es un placer para cualquier jugador cuando hay instituciones que se fijan en uno. Me parece que demostré que puedo atajar en un fútbol tan competitivo como es el argentino, pero primero quiero agotar todas las instancias para seguir en Unión y si eso no se da, veremos qué es lo que ocurrirá conmigo.

Los interesados son…
Uno de los clubes que habría sondeado la situación del golero es Banfield, y sobre todo una persona allegada al Taladro que estuvo en Santa Fe justamente observando el último cotejo del Tate ante la formación que conduce Matías Almeyda. Otra entidad es Independiente, pero la situación del Rojo es muy especial porque todavía no definió su situación deportiva ya que jugará ante Huracán para ver qué equipo volverá a Primera División.

Desde Córdoba también se menciona que Instituto estaría interesado en contratar al arquero, tomando como referencia que Julio Chiarini dejará La Gloria y por eso en la lista que maneja la directiva está apuntado el futbolista que defendió la valla Tatengue.

Los casos del Tano y Sánchez
Otro de los hombres que ratificó el interés de Unión es Luciano Vella, pero dependerá de lo que pretenda ganar el jugador en la próxima temporada, aunque después del cotejo ante Banfield, fue concreto sobre que en este momento de su carrera lo prioridad no pasa por lo económico. Mientras que la situación de Sánchez es similar sobre la postura que tiene Madelón de que continúe, pero desde Buenos Aires se menciona que Argentinos Juniors y otro club de la “B” Nacional estarían interesados en el central.

Fuente: 
Diario Uno